EL SUFRIMIENTO
DE LOS HABITANTES
DE LA AVENIDA REPUBLICA ARGENTINA 273

Hora tras hora. Todos los días. Durante mes y medio.
La vibración podía tener más de un centímetro de onda.
Imposible hablar por teléfono. Imposible hablar, punto. Tal vez a los gritos.

Hay problemas en la Avenida Republica Argentina 273.

En los otorgamientos de licencias de obras El Ajuntment no examina el estado
de salud de los vecinos colindantes. como por ejemplo en la
Avenida República Argentina 273

Las autoridades no se ocupan. Esto no es un tema que les preocupe mayormente. Sálvese quien pueda.

El tal Lorigados recientemente, se puso a usar su herramienta favorita en un piso colindante con dos señoras ,muy mayores y en estado extremadamente delicado, un gigantesco martillo automático, derribando piso, paredes techo cocina y baño. El edificio entero se sacudía. Un infierno durante mes y medio, sin importarle en absoluto el hecho de tener dos vecinas ancianas pared por medio.

En la Avenida Republica Argentina 273 los malvados mandan.

Hora tras hora. Todos los días. Durante mes y medio. La vibración podía tener más de un centímetro de onda. Imposible hablar por teléfono. Imposible hablar, punto. Tal vez a los gritos.

Las autoridades tienen las manos llenas con los robos de los políticos. Con los ladrones de barrio, miran para otro lado. No hay presupuesto para más.

La razón legal por la cual "Dicen" que no intervienen es porque el criminal tiene licencia para hacer los trabajos. Licencia para matar. Como 007. Autorizado directamente desde el Ajuntamiento adonde tiene sus amiguetes (¿$?)

¡Ya está! Todo legalizado.

..........................

Avenida República Argentina 273

Una de ellas falleció. Por lo menos.

Los demás vecinos, imaginarse como quedamos de averiados. Muchos de los vecinos trabajan de noche. De día: Intentan dormir. Pues que se han pasado un mes y medio sin dormir. Porque duermen principalmente de mañana. Aunque parezca mentira.

A la pandilla que ejercen su dictadura, si alguno se les queja, exclaman ALBOROZADOS con risas y carcajadas, (Perdonen el lenguaje) ¡Que se jodan! Tal cual. Si no lo creen no hay ofensa. Quien se va creer tamaño bestialismo.

En los otorgamientos de licencias de obras El Ajuntment no examina el estado de salud de los vecinos colindantes. Ni la edad. Mucho menos si hay alguien que trabaje de noche. Como por ejemplo en la Avenida República Argentina 273.

Ni les importa, ni se fijan, ni cuentan.

 

La primera pregunta es: ¿En cuantos edificios ocurre lo mismo en Barcelona?

Segunda pregunta: En cuántos edificios ocurre lo mismo en el Ajuntament de Sarriá-San Gervasio?